¡Comete todo!

Por Descubrí Monsanto

Brócoli, remolacha, puerro, ananá, fondos de cocción… 5 ideas para aprovechar los alimentos en su totalidad.

¿Siempre te preguntaste cómo hacer para usar las hojas del puerro o el tallo del brócoli en tus comidas y no tirarlos…? Te proponemos cinco opciones de recetas prácticas y saludables que, además, evitarán el desperdicio y contribuirán con una vida más sustentable. ¡Tomá nota!

Desde el árbol hasta el tallo

El brócoli es nutritivo y perfecto para preparaciones como salsas, rellenos de tartas, buñuelos y sopas. Además, el tallo posee tantos nutrientes como la copa: hierro, calcio, proteínas, magnesio y potasio son algunas de sus propiedades beneficiosas para la salud. Si te quedaron los tallos de brócoli de alguna preparación, una idea para usarlos es, una vez hervidos, procesarlos para hacer un pesto que acompañe tus pastas: mezclalos con aceite de oliva, sal, 2 dientes de ajo machacados, 50 gramos de nueces, pimienta a gusto… ¡y listo!

brocoli

Hojas de remolacha, ¡a tu plato!

Si antes descartabas parte de la remolacha, te contamos que no todo es color violeta en este vegetal: sus hojas verdes también son comestibles y súper saludables. Aportan vitaminas (A, C, K), son desintoxicantes, previenen la osteoporosis, el Alzheimer y te dan mucho hierro. ¿Te convencimos? Ahora, manos a la obra: te proponemos hacer un omelette riquísimo. Herví las hojas o cocinalas al vapor y cortalas en pequeñas tiras o picalas; mezclalas con 2 huevos, sal y pimienta a gusto. En una sartén caliente, verté un chorrito de aceite y volcá la preparación. Con una espátula, levantá uno de sus bordes para chequear que esté cocido. Podés incluir tres pedazos de queso fresco o por salut para que se derritan sobre el omelette. Una vez listo, retiralo del fuego y ¡disfrutalo!

remolacha

Puerro gourmet    

¿Te dan ganas de preparar un plato al estilo restaurante con estrella Michelin? Para decorar o aportarle una textura crujiente a tus comidas, las hojas del puerro son ideales, tienen las mismas propiedades que su parte blanca –la que en general se consume más–, son muy sabrosas (su gusto es más suave) y requieren un menor tiempo de cocción. ¿Cómo utilizarlas? Las cortás en finas tiras y las salteás con aceite de oliva en una sartén. Una vez que están doradas, ponelas por encima de una carne o pescado. No solo quedan deliciosas sino que le dan un toque muy elegante y colorido a la presentación de cualquier plato.

Hojas de puerro

Gelatina que sale como piña

La cáscara del ananá se puede usar para hacer una gelatina natural, rica         y muy nutritiva. Seguí estos pasos y sorprendé a más de un desconfiado: pelá el ananá (si quedan partes de la fruta, mucho mejor) y cociná la cáscara en una olla con 1 litro de agua durante 25 minutos, hasta que hierva. Una vez cocidas, retiralas de la olla con una cuchara (también podés colar el agua), y agregale azúcar a gusto y 3 cucharaditas de colorante amarillo o rojo. En una taza, diluí 5 cucharadas de almidón de maíz en agua fría y agregá esta preparación a la olla lentamente. Revolvé hasta espesar a fuego lento y, una vez lista, distribuí la preparación en envases pequeños. Llevalos a la heladera durante varias horas para que se enfríen. ¡Quedan geniales!

PIÑA

Caldos caseros

¿El agua de cocción no sirve para nada? ¡Error! Los fondos que quedan al cocinar verduras hervidas son útiles para hacer risottos, por ejemplo. Cuando hervís tus verduras, además, es probable que muchos de sus nutrientes se pierdan por estar en contacto con altas temperaturas de cocción y se disuelvan en el agua de la olla. Para no desaprovechar estos minerales, utilizá el agua como caldo de cocción para preparar arroz. Sumale, si querés, una cebolla, una zanahoria y un ajo picados, y terminá la cocción con un pedacito de manteca y queso rallado. El resultado: un rissotto riquísimo.

Captura

Los que trabajamos junto a los productores agrícolas nos esforzamos por cuidar los alimentos, aportando conocimiento y nuevas tecnologías para generar más, respetando el medioambiente y haciendo uso de sus recursos de una manera más eficiente.

Aprovechando tus alimentos al máximo, podés hacer comidas súper saludables y evitás el desperdicio innecesario. Dale valor a tus alimentos y sumate a un mundo más sustentable. #CadaAlimentoVale

 

 

Fuentes:
- http://www.directoalpaladar.com/cultura-gastronomica/no-tires-la-parte-verde-del-verde-del-puerro-te-damos-tres-ideas-para-aprovecharlohttp://universonatural.social/beneficios-hojas-de-remolacha/
- http://www.peopleenespanol.com/article/beneficios-detox-jugos-verdes-dieta-alimentacion-nutricion-frutas-vegetales
-http://www.gastronomiavegana.org/trucos/no-lo-tires-partes-verdes-de-alimentos-que-suelen-acabar-en-la-basura/
- http://muyenforma.com/como-aprovechar-agua-coccion-verduras.html

 

Artículos relacionados